miércoles, 26 de noviembre de 2014
Todas las noticias de cine, estreños de la semana, box office, rodajes en curso, críticas...
CINEMA
Beauté / Mode
CINEMA
ESTREÑOS DE LA SEMANA
PUBLICIDAD
NOTICIAS CINEMA
ULTIMA HORA
Ridley Scott abandona la dirección de 'Blade Runner 2'

Ridley Scott

Era cuestión de tiempo que Ridley Scott abandonara o aplazara alguno de sus nuevos proyectos, pues era imposible que tuviera suficiente tiempo para dirigir 'Prometheus 2' (2016), 'El Marciano' ('The Martian', 2015) y 'Blade Runner 2' según tenía previsto. La primera sacrificada ha sido la secuela de la mítica 'Blade Runner' (1982), pues Scott ha anunciado que no será él quien ocupe la silla del director, aunque sí seguirá implicado como productor.

Scott ha aprovechado que ya está promocionando el estreno de la esperada 'Exodus: Dioses y Reyes' ('Exodus: Gods and Kings', 2014) para confirmar su marcha, pero también para aclarar que está muy contento con la historia que Hampton Fancher, autor del guión -que lleva varios meses listo-, y él habían ideado, tanto por su fortaleza individual como por el hecho de que encaja bien con lo visto en la primera entrega.

El director de la excelente 'Alien' (1979) también ha aprovechado la ocasión para dar las primeras pistas sobre el argumento de 'Blade Runner 2'. Según palabras suyas, Deckard tendrá una fuerte presencia en el relato, pero lo cierto es que la historia girará alrededor de cómo dar con él, siendo en el tercer acto cuando hará acto de presencia el personaje interpretado por Harrison Ford. No es mucho, pero es que hasta ahora no se sabía nada.

Se espera que el rodaje arranque en 2015, pero aún no hay certeza alguna al respecto.

Vía | First Showing



Universal se queda con la película sobre Steve Jobs que protagonizará Michael Fassbender

Steve Jobs y Michael Fassbender

El proyecto sobre Steve Jobs de Aaron Sorkin y Danny Boyle tiene nueva casa. Como recordaréis, Sony lo abandonó hace una semana, después de que Christian Bale cambiara de idea y rechazara el papel principal; enseguida comenzaron las negociaciones con Universal Pictures y por suerte se ha llegado a un acuerdo para que el estudio se ocupe de esta nueva película centrada en el cofundador de Apple tras la protagonizada por Ashton Kutcher en 2013.

Lo más llamativo de esta noticia, publicada en medios tan fiables como TheWrap y TheHollywoodReporter, es que el proyecto cuenta con Michael Fassbender como Jobs. Su nombre apareció como el candidato más deseado al conocerse la negativa de Bale y al parecer Sorkin y Boyle han conseguido convencerle, siendo éste seguramente uno de los motivos por los que Universal ha tenido tanta prisa por quedarse la película. ¿Os parece el actor más indicado?

Junto a Fassbender, se rumorea que Jessica Chastain y Seth Rogen también estarán en el reparto. Tendremos que esperar a la confirmación oficial para conocer más detalles así como las fechas de inicio de rodaje y estreno.



ET AUSSI...
CRITICAS
'Los pingüinos de Madagascar', diversión inesperada

Cartel de 'Los pingüinos de Madagascar'

Era cuestión de tiempo que los spin-offs empezaran a ganar popularidad dentro del cine de animación, ya que no es nada raro que algunos personajes secundarios despierten tanta pasión que seguramente sería más rentable para el estudio centrarse en hacer películas con ellos como protagonistas. No es, obviamente, un fenómeno nuevo, pero sí que parece que va a ir más gracias a -o por culpa de- títulos como 'Los Minions' ('The Minions', Kyle Balda y Pierre Coffin, 2015) y 'Los pingüinos de Madagascar' ('Penguins of Madagascar', Simon J. Smith, 2014).

Es 'Los pingüinos de Madagascar' la que ahora nos interesa, pues la película protagonizada por estos aves salidos de la franquicia 'Madagascar' que ya tuvieron su propia serie de televisión se estrena este próximo viernes 28 de noviembre con la esperanza de convertirse en todo un éxito entre los más pequeños de la casa, aunque para ello tendrá que superar a un duro competidor. Por mi parte, no podía tener menos ganas de verla y quizá por ello la sorpresa fue notable, pues disfruté mucho más de lo que jamás hubiese creído posible -lo cual tampoco es decir mucho-.

Un buen entretenimiento familiar

Imagen de 'Los Pinguinos De Madagascar'

Yo mismo he de confesar que iba teniendo asumido que era bastante probable que odiase este spin-off de una franquicia que siempre me había sido un tanto indiferente. Además, no consideraba que los pingüinos fuesen capaces de llenar un largometraje sin acabar cansando, pues muchas producciones de este tipo caen en el error de asumir que lo mismo que funciona en pequeñas dosis lo hará siendo el eje del relato. Pues bien, su frenético y muy divertido arranque, lo mejor de la función y que por sí solo prácticamente justifica la existencia de 'Los pingüinos de Madagascar', ayuda a desterrar bien pronto esa idea.

Y es que 'Los pingüinos de Madagascar' opta por darlo todo en sus primeros minutos para captar nuestra atención y que nos interesemos lo máximo posible en lo que no termina en derivar en una nueva historia de venganza de alguien que sufrió en la sombra por culpa de nuestros protagonistas, pero sin que ellos fueran conscientes de ello. Eso sí, se agradece que el guión de John Aboud, Michael Colton y Brandon Sawyer sea consciente de lo absurda y limitada que es su premisa principal, apostando en todo momento por una acertada ligereza en la que hay unos cuantos chispazos de humor que hacen todo la mar de llevadero, y eso que hay bromas que no terminan de funcionar.

Además, la animación sirve para realzar la sensación de ágil aventura que se quiere transmitir, donde las cosas van sucediéndose con celeridad para hasta cierto punto esconder que todo podría haberse resuelto fácilmente con una hora de metraje. Es eso lo que justifica la inclusión de un comando de élite que también va tras el villano, pues su presencia de por sí no añade más que algún instante simpático y la posibilidad de diversificar un poco en lo narrativo al permitir el momento ciertas pausas. La cuestión es que nunca llegas a aburrirte, incluso siendo perfectamente consciente de sus limitaciones autoimpuestas.

El lado negativo de 'Los pingüinos de Madagascar'

Los Pingüinos

Si algo hay que tener claro sobre 'Los pingüinos de Madagascar', es que no es una película en la que vayas a encontrar sorpresas de ningún tipo y que está claramente enfocada para los más pequeños de la casa. ¿Es eso algo necesariamente malo? Para nada, pero sí que limita el impacto que pueda causar y la condena a ser un pasatiempo más o menos eficaz que muestra sus mayores debilidades cuando tiene que resolver la amenaza que ha planteado a los protagonistas.

Es entonces cuando esa chispa que había ayudado a que pasásemos por alto su excesiva simpleza empieza a coquetear peligrosamente con la típica moralina barata para transmitir un mensaje positivo a los niños. Hay algún pequeño detalle de guión redentor y al menos nunca llega a resultar insultante, algo demasiado habitual en estos casos, pero la película pierde brío de forma innegable e impide que el conjunto sea más atractivo y consistente, pues no pasa nada por decir que 'Los pingüinos de Madagascar' va de más a menos.

Escena de 'Los Pingüinos de Madagascar'

En definitiva, 'Los pingüinos de Madagascar' no es una gran película, pero tampoco una pérdida de tiempo, ya que sus responsables han dedicado el suficiente esfuerzo e ingenio para que se convierta en una disfrutable pasatiempo familiar para aquellos que sigan siendo capaces de pasarlo bien con una producción muy sencilla -y bastante simple- que jamás reniega de ello. Cierto que al final flaquea un poco más de lo deseable, pero sigue siendo una opción a tener en cuenta para aquellos que quieran ir al cine con los más pequeños de la casa.



'Trash, ladrones de esperanza', niños perdidos y corrupción en Brasil

Trash Poster

Todos sabemos que al británico Stephen Daldry le va eso de rodar con niños y terminar convirtiendo su película en un hit mundial que pasa a tener su propia adaptación musical en Broadway –sí, hablamos de la gran 'Billy Elliot' (id, 2000), su debut como director–. Pero también sabemos que le va el cine con un toque más comprometido –aquel primer largo ya lo tenía–, como vimos en 'El lector' ('The Reader', 2008) o 'Tan fuerte, tan cerca' ('Extremely Loud & Incredibly Close', 2011).

Su nueva película, 'Trash, ladrones de esperanza' ('Trash') vuelve a combinar la ternura que ofrecen un grupo de niños como protagonistas y su carácter más comprometido y social que, aunque no llegará a hit, sabe conmover con una historia sobre la corrupción y la pobreza brasileña. ¿Una combinación ganadora, Daldry?

Niños perdidos y corrupción en Brasil

Trash2

Producida entre Inglaterra y Brasil, 'Trash, ladrones de esperanza' tiene algo que nos recuerda mucho –quizá demasiado– a 'Slumdog Millionaire' (Danny Boyle, 2008), aunque cambiando de continente. Y es que la película nos traslada a una favela brasileña, donde tres adolescente, Raphael, Gordo y Rat, sobreviven gracias a que escarban cada día en un gran basurero, donde tienen la esperanza de encontrar algunos residuos que les sean útiles y a la ayuda de un párroco americano y su ayudante.

Un día encuentran una billetera con dinero, una tarjeta de identificación, un mapa y un misterioso mensaje cifrado. Un policía ofrece a los chicos una recompensa por la bolsa, pero los tres niños deciden quedarse con ella, decisión que provocará la huida constante de Raphael, Gordo y Rat de la Ley, causando una trama en la que saldrá a relucir la corrupción del gobierno.

Tres niños muy, muy pobres que, de pronto, se hacen con una absura cantidad de dinero. Las comparaciones son odiosas y esta premisa tan similar a la película de Boyle, aunque como aquella, sabe jugar muy bien sus bazas y ambición de llegar a un público amplio con su ritmo ágil, sus buenas dosis de buen rollo y lucha por la injusticia, así como la ternura de casi toda historia protagonizada por niños.

Trash3

No nos extraña que, ante el primer golpe de desconfianza que atraviesa la mente del espectador en la primera parte de la película –que piensa: ¡otra vez!–, éste consiga meterse de lleno en la trama y dejarse llevar por la aventura anticorrupción de los tres adolescentes, y más sabiendo que el guión lo firma ni más ni menos que Richard Curtis, el rey de la comedia romántica británica, que ayuda a agilizar la trama y dotarla del justo necesario toque de comicidad, ternura y acción que una película de estas características necesita.

Y una vez más, Stephen Daldry vuelve a conseguir la armonía de su reparto y demuestra su maestría a la hora de dirigir niños, y es que consigue que el trío protagonista Rickson Tevez, Eduardo Luis y Gabriel Weinstein ofrezcan lo que carece el otro, creando un combo perfecto de frescura, naturalidad, algo de gamberrismo y sobre todo los lazos de amistad que requiere la trama. Junto a ellos, el veterano Martin Sheen y la siempre maravillosa Rooney Mara –¡que alguien le dé el empujón que necesita para despuntar del todo, por favor!– y el brasileño Wagner Moura, completan el reparto.

Trash

Parece que sí, que Stephen Daldry ha encontrado la combinación ganadora porque 'Trash, ladrones de esperanza' funciona: resulta ágil, entretenida y además tiene mensaje. Eso sí, quien espere la cruda historia de corrupción y pobreza que se vive en Brasil contada de forma realista y cruda, lo nuevo de Daldry no es lo que buscan: 'Trash, ladrones de esperanza' es una película fácil y que, al fin y al cabo, busca crear un efecto buen rollero y esperanzador entre tanta miseria y corrupción en el corazoncito del espectador.



Otras críticas en Blogdecine :