viernes, 29 de abril de 2016
Todas las noticias de cine, estreños de la semana, box office, rodajes en curso, críticas...
CINEMA
Beauté / Mode
CINEMA
ESTREÑOS DE LA SEMANA
PUBLICIDAD
NOTICIAS CINEMA
ULTIMA HORA
NBC Universal compra DreamWorks Animation: tiembla, Disney
Dreamworks y sus producciones animadas

"DreamWorks nos ayudará al crecimiento de nuestros negocios en cine, televisión, parques temáticos y productos de consumo en los años venideros."

Son palabras de Steve Burke, directivo jefe de NBC Universal, tras comunicar la compra de DreamWorks Animation por 3.800 millones de dólares (algo menos de lo que pagó Disney por Lucasfilm). El estudio responsable de franquicias tan populares como 'Shrek', 'Madagascar', 'Cómo entrenar a tu dragón' o 'Kung Fu Panda' se une a Universal Pictures como parte del grupo Universal Filmed Entertainment.

Esta adquisición llevada a cabo por la filial de Comcast reúne el catálogo de DreamWorks con el de Illumination, el estudio de animación en el que se apoyaba Universal hasta ahora, y del que han salido producciones tan taquilleras como 'Gru, mi villano favorito' ('Despicable Me'), 'Lorax' o 'Los Minions'. Se convierte así en el principal competidor de Disney, el rey del cine animado en la selva de Hollywood.

David Geffen, Steven Spielberg y Jeffrey Katzenberg, creadores de DreamWorks

Jeffrey Katzenberg (cofundador de DreamWorks en 1994, junto a Steven Spielberg) pasa a liderar DreamWorks New Media, que incluye Awesomeness TV y NOVA, además de trabajar como consultor de NBC Universal. "Tras dedicar las últimas dos décadas con nuestro equipo para que DreamWorks Animation fuera una de las marcas más queridas del mundo, me enorgullece decir que NBCUniversal es el hogar perfecto para nuestra compañía, una casa que aprovechará nuestro legado y hará crecer nuestro negocio a su máximo potencial", ha dicho Katzenberg. Posiblemente mientras soñaba con nadar en dinero, a lo Tío Gilito.

Cabe recordar que DreamWorks SKG no estaba pasando por su mejor momento. El año pasado anunció el cierre de su división Pacific Data Images tras la decepcionante taquilla de 'Los pingüinos de Madagascar' ('The Penguins of Madagascar') y 'Las aventuras de Peabody y Sherman' ('Mr. Peabody & Sherman'), una gestión que se tradujo en el despido de 500 empleados y la decisión de reducir el número de estrenos, de tres a dos por año.

Por suerte para el estudio, 'Home: Hogar dulce hogar' ('Home') hizo buenas cifras (386 millones) y 'Kung Fu Panda 3' también está funcionando bien (503 millones), permitiendo a Katzenberg llevar a cabo esta operación antes de atravesar otra mala racha. Lo próximo del estudio es 'Trolls', prevista para noviembre de 2016.

Vía | EW



'Sherlock Holmes 3' más cerca tras la incorporación de un nuevo guionista
Robert Downey Jr., Guy Ritchie y Jude Law

La semana pasada, durante una entrevista con motivo del estreno de 'Capitán América: Civil War', Robert Downey Jr. declaró que tienen la intención de rodar 'Sherlock Holmes 3' este año. Sorprendente si tenemos en cuenta que no había noticias sobre el proyecto desde el pasado verano; parece que en Warner se han puesto las pilas porque han contratado a un nuevo guionista.

HollywoodNews informa que James Coyne —'Vikingdom' (2013), 'Otra clase de justicia' ('A Certain Justice', 2014)— se ha incorporado a la secuela para reescribir el borrador en el que había estado trabajando hasta ahora Drew Pearce. De momento no hay más novedades al respecto pero se cuenta con el regreso de Jude Law y es de suponer que Guy Ritchie continuará como director tras ocuparse de las dos primeras aventuras basadas en la obra de Arthur Conan Doyle.

'Sherlock Holmes' recaudó más de 500 millones de dólares en 2009 y 'Sherlock Holmes: Juego de sombras' hizo una cifra similar dos años más tarde; raro es que hayan tardado tanto en completar la trilogía. Recordemos que tras el fiasco en taquilla de la reivindicable 'Operación U.N.C.L.E.' ('The Man From UNCLE'), Ritchie tiene pendiente de estreno una nueva adaptación de la leyenda del Rey Arturo, con Charlie Hunnam de protagonista.



ET AUSSI...
CRITICAS
'Feliz día de la madre', el discreto encanto de lo genérico
Feliz Dia De La Madre Cartel

Yo mismo he criticado a muchas películas por ser demasiado complacientes optando por el más de lo mismo como fórmula para conquistar al público. Está claro que no hay ninguna solución milagrosa que funcione en todos los casos, pero la que nos ocupa sí ha demostrado hacerlo las suficientes veces como para que a las productoras les compense no arriesgar lo más mínimo. Además, poco esfuerzo les habrá supuesto si acaban fracasando.

Esto ha llevado a la existencia de multitud de cintas genéricas que en ningún momento aspiran a entusiasmar a nadie, pero sí a satisfacer la “necesidad” de muchos de ver algo sencillo, rápido de digerir y cuyo visionado no requiera el más mínimo esfuerzo intelectual. Cine para desconectar el cerebro -ya puedes huir como se te ocurra activarlo-, vaya. ‘Feliz día de la madre’ (‘Mother’s Day’) es una de esas películas y como tal no puedo decir que no cumpla con lo que promete.

Es lo que es (y eso no es necesariamente malo)

Jennifer Aniston Julia Roberts Feliz Dia De La Madre

Seguro que no descubro nada a nadie al decir que ‘Feliz día de la madre’ sigue la fórmula empleada en 2010 por ‘Historias de San Valentín’ (‘Valentine´s Day’) y un año después por ‘Noche de fin de año’ (‘New Year’s Eve’): Reparto repleto de rostros conocidos para un inocuo relato de vidas cruzadas alrededor de una fiesta muy señalada del año con una clara orientación romántica y con Garry Marshall tras las cámaras.

Como tal no hay nada que realmente sorprenda de lo que vamos a encontrar en la película, y no hablo sólo de lo previsible que resulta todo –eso es algo que ya se da por sentado-, sino de cualquier detalle, desde la anodina funcionalidad de la puesta en escena hasta la interpretación de sus actores que no va mucho más allá de dejarse caer por ahí y al menos no recitar con aburrimiento sus líneas. Todo es lo que debe y sabemos que va a ser .algo que provocará urticaria a muchos-.

Lo más llamativo en todo caso es que en esta ocasión el amor romántico pasa a un segundo plano -también lo hay, ojo- para dejar el protagonismo al familiar, un cambio poco menos que obligado dada la fecha elegida por Tom Hines, Lily Hollander, Anya Kochoff y Matthew Walker -¿tantos guionistas para hacer esto?- para sentar las bases de su guion. Eso sí, no esperéis nada que vaya más de una superficialidad tan cómoda para hacerlo como para la digestión de los espectadores.

La importancia de TU estado de ánimo

Sarah Chalke Kate Hudson Feliz Dia De La Madre

La cuestión es que ‘Feliz día de la madre’ es una demostración del grado de “perfeccionamiento” que pueden alcanzar estos pasatiempos anodinos -lo cual también tiene su mérito- y lo que realmente importa no es tanto si es bueno o malo como el estado de ánimo y la predisposición del espectador a disfrutar con una cinta así. Puede ser porque sientas especial empatía por alguno de los actores, porque estés sensible y te llegue más alguna de sus historias o porque simplemente quieres pasar el rato sin pensar mucho.

A mí fue esto último lo que me sucedió con ‘Feliz día de la madre’, una película que estoy convencido que en otras circunstancias habría destrozado tildándola de bodrio -o similar-, aludiendo a cómo desaprovecha todos los elementos que tiene a su disposición, pero en esta ocasión lo que he visto es que consigue de forma holgada su objetivo. No es una buena película, pero tampoco lo pretende, pero sí es un buen e inofensivo genérico para responder a una necesidad -real o inventada, ese ya es otro debate-.

Podría seguir detallando otros aspectos de la función, pero es que todo sigue esa misma línea y simplemente estaría repitiéndome una y otra vez. ¿Queréis una buena película, algo que os suponga un reto o un entretenimiento que no se conforme con cumplir unos mínimos muy mínimos? Huid entonces de ‘Feliz día de la madre’, pero si el cuerpo os pide algo de estas características -que no sería la primera vez, estoy convencido-, y solamente entonces, no la descartéis sin más.



'La noche que mi madre mató a mi padre', risas y cinefilia
Cartel La Noche Que Mi Madre Mato A Mi Padre

Ha llegado un punto en el que me cuesta entender a cualquiera que diga que odia el cine español. Puede que hubiera una época en la que ciertos argumentos tuvieran alguna razón de ser -y tengo mis serias dudas pese a todo-, pero eso ya quedó atrás y en nuestro país se hacen películas tan buenas y tan malas como en cualquier otra parte. De hecho, creo que su principal problema es la escasa promoción que tienen la práctica totalidad de títulos no avalados por Mediaset o Atresmedia.

Ese punto es especialmente relevante si encima tienes que competir de tú a tú frente a cintas como ‘Capitán América: Civil War’ (‘Captain America: Civil War’), la cual es obvio que arrasará a partir de mañana en España. Sin embargo, se estrenan más largometrajes y ahora me toca hablaros de ‘La noche que mi madre mató a mi padre’, una comedia muy divertida que también llega a las salas de nuestro país mañana 29 de abril tras su paso por el Festival de Málaga.

Una comedia muy divertida y para todos los públicos

La Noche Que Mi Madre Mato A Mi Padre Belen Rueda Maria Pujalte

‘La noche que mi madre mató a mi padre’ supone el regreso a la dirección de películas de ficción de Inés París casi una década después del estreno de ‘Miguel y William’, su primer largometraje en solitario tras haber rodado junto a Daniela Féjerman la simpática ‘A mi madre le gustan las mujeres’ y la aceptable ‘Semen, una historia de amor’. En el caso que nos ocupa vuelve a apostar por el humor con una gran precisión.

Lo primero que conviene aclarar es que ‘La noche que mi madre mató a mi padre’ no es una comedia que base su razón de ser en los gags -hay no pocas cuya único motor narrativo es ir encadenando uno detrás de otro con la esperanza de que al menos algunos lleguen a funcionar-, sino en el enredo que provoca una situación excepcional, tanto por los sucesivos giros que van produciéndose como por la reacción de sus personajes.

Justamente el reparto es uno de los puntos más fuertes de la función, ya que todos ellos bordan sus personajes, donde además se consigue una diferenciación entre ellos bastante clara para que se complementen y así la película nunca cae en un punto muerto. Es verdad que hay algunas reacciones un poco discutibles a nivel de guion, también firmado por París, pero ahí están los actores para salvarlas y que incluso tengan su gracia.

Además, ’La noche que mi madre mató a mi padre’ opta por un tipo de humor muy accesible, lo cual posibilita que cualquier tipo de espectador pueda disfrutar con ella, pero las propias particularidades de la historia harán que cierto sector del público pueda disfrutarla con más intensidad. El único pequeño peaje para conseguir esto es que le cuesta un poquito arrancar, pero la cosa no deja de ir a más tras la aparición en la cena de dos invitados inesperados.

Por mi parte, he de confesar que disfruté con especial intensidad toda la parte de la película vinculada con el mundo del cine -la cena en cuestión es para convencer a Diego Peretti, que está muy gracioso dando vida a una versión de sí mismo, para salir en una película-, pero no por ello dejo de tener en cuenta la importancia del equilibrio conseguido por París a la hora de reflejar las relaciones desestructuradas entre los personajes y cómo eso afecta al propio relato.

’La noche que mi madre mató a mi padre’, así da gusto

Eduard Fernandez La Noche Que Mi Madre Mato A Mi Padre

Tampoco me olvido de su capacidad para evitar caer en un estatismo letal, ya que considero que la película tiene cierta aura teatral -el 80% o así de la misma sucede en el interior de una casa- que podría haber llevado a que la forma de exprimir el guion por los actores hiciera añicos la importancia de la puesta en escena, pero París sabe cómo evitar eso para crear una fluidez cinematográfica que ayuda a elevar el resultado final.

Hay una escena que muestra eso con especial claridad, ya que va cambiando del punto de vista de un personaje a otro con inusual facilidad en lo que podría haber sido una simple muestra de virtuosismo, pero que aquí no es más que una declaración de intenciones de lo que está por venir. De ahí en adelante se opta por hacerlo con mayor suavidad, pero manteniendo esa acertada fluidez a la que hacía mención en el párrafo anterior.

No obstante, es el reparto quien realmente brilla a partir de entonces, llamando quizá la atención el hecho de ver a Eduard Fernández, posiblemente mi actor español vivo favorito -y no, no me olvido de un tal Luis de apellido Tosar-, pero aquí su intensidad habitual se orienta de otra manera y está divertidísimo. Eso también es aplicable al resto de protagonistas -genial por ejemplo la escena del casting de Belén Rueda o la progresiva borrachera de María Pujalte-.

En definitiva, ‘La noche que mi madre mató a mi padre’ es una comedia muy divertida con unos actores que bordan sus papeles y una directora que no lo confía todo a la efectividad de su guion y su reparto. De hecho, creo que es mi película española favorita de lo que llevamos de 2016, pero tengo que ser sincero y no considero que sea suficiente para superar a la estupenda guerra civil de Marvel. Eso sí, no la dejéis pasar por ello, que merece la pena.



Otras críticas en Blogdecine :